jueves, 13 de junio de 2013

Así empezó todo

Mary Nickson, también conocida por su nombre de casada, Mary Sheepshanks, es una novelista británica. Nació y creció en el Eton College, ya que su padre era el director del internado, y sus vacaciones estivales transcurrían en la casa que sus abuelos poseían en Snowdonia, una zona del norte de Gales. Su amor por el medio rural y los paisajes británicos resulta evidente en sus novelas. Mary Nickson vivió durante muchos años en Yorkshire y después se trasladó a Perthshire, en Escocia. Es autora también de La casa veneciana, Un verano en Escocia, Un hogar al que volver y La canción de Flavia

Tenía algunos libros de esta autora en mi lista de deseos literarios hace meses, porque lo reconozco: me encantan sus portadas. Y cada vez que voy a El Corte Inglés me paro a mirar las sinopsis de los libros de Mary Nickson, pero nunca me animo a comprarlos; no entran del género de "romántica-adulta" que he estado siguiendo durante estos meses, pero a veces es necesario cambiar, para no leer siempre "más de lo mismo".
Y como por arte de magia, la señorita Isa Martínez adivinó que me llamaba mucho esta autora y me regaló este libro por mi cumple. Muchas gracias :)

Sinopsis: Kate, que ya tiene a sus espaldas más de medio siglo, ha enviudado recientemente. Su suegra Cicely la ayuda y la estorba por igual, pero cuando a su hija Joanna, una mujer fácilmente irritable, la abandona su esposo, Kate siente cómo se posan sobre ella las miradas de toda la familia. Es el peso de una responsabilidad que ya está cansada de cargar, que quizá no tiene por qué asumir, y sabe que ha llegado el momento de romper con todas esas expectativas. Esta es la historia de las luchas soterradas por el poder de cuatro generaciones de mujeres.

Mi reseña: "Así empezó todo" puede catalogarlo como libro de "drama familiar", tienes sus toques románticos pero el amor no es el eje de la trama, sino la familia y su constante cambio. 
Vamos a conocer a cuatro generaciones de mujeres de esta familia, un poco aburguesada, de Yorkshire.
Kate es la protagonista, pasa de los cincuenta y hace un año que enviudó, y a pesar de lo que todos piensen: no echa de menos a su marido. Luego está Cecily, la suegra de Kate, una mujer mayor de lo más perspicaz y que al contrario del tópico de suegra, adora a su nuera y valora su valentía. Joanna, es la hija mayor de la protagonista, fue madre soltera y luego se casó y formó una familia junto a Mike; nunca desveló quién era el padre de su hija mayor: Harriet, el último eslabón y también protagonista de este libro.
La narración de la autora es impecable, le encanta describir paisajes de esa zona del norte de Inglaterra, y parece que es una de las características de su prosa. Puede que le falte diálogo, pero es un libro donde transcurren muchos meses y la trama tiene que avanzar, por lo que conocemos los acontecimientos de esta familia en tercera persona de manera ágil y parándose en lo necesario. Creo que lo que prima en esta obra son los sentimientos, porque apenas hay descripciones físicas, quitando el pelo gris de Kate y la maraña de rizos de Harriet, no sabemos mucho más de como son estos personajes en apariencia; pero si logramos conocerlos por dentro. 
Da la sensación que durante todo el libro los personajes no están en su sitio, es decir, que todos están pasando por un trance. Quieren llegar a algún lugar o dejar el que estaban, pero no están contentos con sus vidas hasta que no terminen el puzzle.

Kate por fin está libre de Oliver, su difunto marido, la maltrató durante años pero ante la sociedad era un hombre ejemplar. Un año después de morir sigue sin hablar del tortuoso matrimonio que vivió junto a él, es más su hija Joanna sigue idolatrando a su padre e ignorando en los turbios asuntos en los que estaba metido. Para mí este ha sido el personaje más egoísta y atormentado de todos: Joanna, arrastra consigo el haber ocultado la identidad del padre de Harriet y eso la ha llevado a no ser feliz con su marido ni con sus hijos. Es una hija egoísta que quiere relegar a Kate a un segundo plano, a que se convierta en la niñera de sus hijos y que no viva más allá de la familia.
Pero Kate se fortalece cuando un día por casualidad se topa con la casa de sus sueños, y junto a ella a su dueño: Jack Morley. Se enamora de los dos a partes iguales, y comienza una nueva vida en la que tienen cabida el amor y el trabajo después de los cincuenta. Aprende a decir que NO y a mirar a otro lado cuando los rumores de la alta sociedad de Yorkshire, la apuntan con el dedo por haber pasado página y haberse vuelto a enamorar. De hecho, este libro es un gran reflejo de la hipocresía que se vive en este tipo de entorno rural británico, en el que viven estos personajes aburguesados que se dedican a ir de fiesta y a montar a caballo.

Poco más puedo decir de este maravilloso libro, que me ha encantado y que lo recomiendo. Es el típico libro que le regalaría a mi madre o a mi tía, porque es una historia familiar y maravillosa llena de descripciones exquisitas.



My rating: 4 of 5 stars
Precioso y recomendable.
La historia de como se puede ser feliz después de los cincuenta. 



Espero que os guste la reseña, y otra vez quiero darle las gracias a Isa por regalarme esta preciosa historia. Estoy segura que volveré a caer con la autora porque me ha encantado :)

¡Mil besos a todos!



10 comentarios:

  1. No lo conocía, aunque mi las historias así de segunda oportunidad y de parejas así más mayores, no sé no me llama mucho. Pero la verdad que con tu reseña dan ganas de leerlo :)

    Besos :*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya, tampoco es mi estilo... pero de vez en cuando tengo que cambiar y leer algo así, o meterme en algo de histórica, porque si no me saturo de tanta romántica adulta.
      Gracias por comentar, un beso :)

      Eliminar
  2. Me alegro que te haya gustado, porque no lo tenía muy claro. No me tienes que dar las gracias ;)
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pienso leerme de esta autora "Un verano en Escocia", tiene muy buena pinta :)

      Eliminar
  3. Me ha encantado la reseña de este libro.. creo que me lo voy a leer!! Yo no conozco a esta autora pero voy a mirar a ver que libros ha escrito..

    Por cierto, me encanta la portada.

    Un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues espero que te guste si lo lees ;)

      Un beso!

      Eliminar
  4. Me pasa como a ti, siempre que veo un libro de esta autora me paro embelesada con sus páginas!
    Creo que por casa tengo dos o tres de ella sin leer, siempre me da la sensación de ser una autora como Danielle Steel, muy cargante. Sin embargo por lo que comentas veo que no es así y te ha terminado encantando.
    Me gustan mucho las historias y dramas familiares, son una de mis debilidades, así que probaré con alguno de los que tengo.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este no me ha resultado muy cargante, si es verdad que la descripción predomina sobre el diálogo... pero he leído libros más densos que este. Creo que te encantaría, yo si le doy otra oportunidad a Mary Nickson me lanzaré a por "Un verano en Escocia"

      Gracias por comentar, un beso :)

      Eliminar